Comenzó a delinearse el plantel con que el mirasol volverá a competir en la DTA, conocé todos los detalles.

En la noche de ayer Peñarol fue oficialmente reintegrado a la Federación Uruguaya de Básquetbol, luego de que el Consejo Superior aprobara por unanimidad su retorno.

El equipo será dirigido por Diego Castrillón, asistido por Diego Rivas y con Ignacio Silva como preparador físico. Si bien se manejaron muchos nombres de jugadores, empezaron a llegar las confirmaciones y está claro que el carbonero va por el título y el ascenso a El Metro.

Quien ya estampó su firma fue Maximiliano Botta, quien jugara la pasada LUB con el aurinegro pero de La Unión, y que actualmente defiende a Miramar en El Metro promediando 9 puntos y 4 rebotes en 28 minutos por juego.

Si bien aún falta algún detalle, es un hecho que el base será Diego Álvarez, quien ha jugado Liga Uruguaya en Larre Borges, Biguá y Olimpia, además de un pasaje por Ciclista Juninense de la Liga Argentina al final de la pasada temporada.

Otro jugador destacado para la divisional que se pondrá la aurinegra es Alejandro Pérez. A pesar de sus 40 años “Pepusa” ha demostrado en su retorno a El Metro su vigencia con un destacado rendimiento (en 31 minutos por juego promedia 17 puntos y 5 rebotes por partido).  Su extensa carrera tuvo destaques en Aguada, Malvín, Paysandú BBC, Tabaré, Biguá, Hebraica Macabi, Bohemios, Welcome, Waston y principalmente Cordón.

El retorno de Peñarol marcará también el regreso de Ignacio Guerra al básquetbol luego de dos años. El pívot que participó de varios procesos de Selección, incluso mayor, volverá a ser dirigido por Castrillón, quien fuera su entrenador en las formativas de Defensor Sporting.

Aún se manejan muchos nombres y seguramente los próximos días lleguen más confirmaciones. Hay conversaciones avanzadas con Brian Craig y Damián Blazina también es una posibilidad cercana. Se han realizado gestiones también por los Sub 23 Martín Trelles (Bohemios) e Iñaki Erroizarena (Malvín, actualmente en Auriblanco).