Capurro derrotó a Aguada y alcanzó a Cordón en lo más alto de las posiciones previo al choque ante las albicelestes el jueves. Luego del partido, hablamos con Sandra López, que fue fundamental viniendo desde el banco con la puntería fina desde más allá de los 6,75.

Las Lobas consiguieron un triunfo cómodo en un partido que se abrió en la primera mitad: “No vinimos confiadas. Sabíamos que si bien se nos habían complicado algunos partidos que al final salieron más fáciles, estamos muy fuertes como equipo. Arrancamos más o menos, pero supimos encajonar bien en rumbo al campeonato”.

Sandra entró en un momento en el que el equipo no estaba jugando bien y cambió el partido con aciertos de afuera en momentos clave. De su actuación personal dijo: “Me vi bastante confiada. Siempre suelo entrar con el pie izquierdo, pero sé que tengo un gran equipo que me apoya y confía en cada lanzamiento que hago. Por suerte, últimamente estoy bastante clarita en eso y espero seguir así”.

Capurro en varios pasajes del juego, logró anular a su rival presionando toda la cancha: “Algo que tenemos fuerte como equipo es la presión que hacemos. Tratamos de tener una buena comunicación entre nosotras y tratamos de aplicarlo siempre en cada juego. Sabemos que es un rival que no tiene tan buen dominio de pelota y que si las presionamos un poco se les complica y tratamos de aplicarlo en todo momento”.

También se refirió a Cordón, con quien compite por el “1” de la fase regular en la Copa de Plata: “Estamos tratando de llegar bien, como equipo más que nada, que es como logramos siempre los partidos. Sabemos que es el rival más complicado que hemos tenido. Si bien ganamos y perdimos ante ellas, vamos a tratar de llegar bien, seguras, tratar de no arrancar flojas, bien en defensa, tirar para adelante y confiar en cada una de nosotras, que si bien es un rival complicado, lo vamos a ganar”.

Los cambios en el plantel respecto a la temporada anterior, le dieron a las rojinegras más poder adentro: “Hemos tenido buenas compañeras que han venido, tanto como Nati (Moreno), Gabriela (Morgavi), mismo Rita (Techera) y Florencia (Mier) que vinieron de Albatros. Nati en la pintura, ni que hablar que nos da un apoyo importante que no teníamos. Tenemos mejor equipo que el año pasado, clarísimo, y aparte podemos cumplir todos los roles y todas las posiciones en la cancha que capaz que el año pasado teníamos un gran déficit de altura que por lo menos lo equilibramos bastante bien en este“.

El año pasado a Capurro se le escapó la reclasificación con Nacional, pero este año, Sandra se tiene más fe de ir por ese objetivo: “Vamos bien encaminadas. Si bien es lo que queremos lograr, conseguir nuestro lugar ahí en la Copa de Oro, sabemos que son fuertes los equipos. Pero estamos muy bien como equipo a esta altura. Yo creo que si seguimos así podemos lograr nuestro lugar ahí”.