Gran triunfo de Cordón debajo del puente sobre Lagomar en un juego muy igualado. Lo cerró mejor el local, su jugador número 33 fue clave en ciertos momentos y por eso Federico Della Mea dejó sus palabras finalizado el encuentro.

Era importante la victoria ya que venían de perder el invicto el otro día y por momentos se le hizo cuesta arriba el punto: “Hoy era vital ganar, sabíamos que iba a ser un punto muy duro ya que ellos venían bien. Hoy arrancamos flojos en defensa, permitiendo penetraciones y rebotes, pero en el segundo tiempo dijimos que teníamos que salir más intensos en defensa, empezamos a correr la cancha y jugamos abajo con Pepusa”.

“El primer cuarto lo jugamos muy bien, movimos la pelota y la pusimos abajo. Hoy fue un partido raro, en el cual sacábamos ventajas y empezábamos a hacer cualquier cosa. Fue por esto que nos descontaron la ventaja y pasaron al frente, pero por suerte nos acordamos como jugamos el primer cuarto y lo pudimos llevar”, aclaró de la diferencia del gran primer cuarto que hicieron, al opaco segundo chico.

En un torneo tan parejo ganar este tipos de juegos es clave para esta parte del campeonato y la que viene: “Nuestro objetivo primario es meternos entre los ocho, luego si podemos sacar más puntos mejor. Por suerte hoy lo pudimos lograr y cerrarlo de forma correcta”.