San Lorenzo de Mathías Calfani cayó en su visita a Obras Sanitarias pero aún continúa siendo el único líder de la Liga Nacional de Básquetbol.

Ningún equipo es invencible y anoche volvió a quedar en evidencia gracias a la derrota de San Lorenzo, actual campeón de América y bicampeón de liga; que cayó justamente a mano de Obras Santiarias.

Ya en el primer chico, el dueño de casa logró tomar una diferencia de ocho puntos que fue bien capitalizada en el siguiente período tras imponer un parcial de 25-13 y retirarse al descanso largo 20 unidades por delante. Con un trámite más que cuesta arriba el ciclón salió a disputar un complemento que fue bien controlado por su adversario, que supo mantener la diferencia hasta el inició del último chico; en el que San Lorenzo fue superior pero indudablemente no le alcanzó y la derrota fue inminente.

Así, la victoria quedó en Nuñez. Fue en cifras de 89-79 y el aurinegro puede sentirse dichoso al saber que fue el primer equipo en vencer al elenco de Boedo luego de haber conquistado América.

A pesar de la derrota, el uruguayo Mathías Calfani tuvo un muy buen rendiemiento tras registrar 15 puntos y 5 rebotes en media hora de juego.

La próxima actividad del artiguense y sus compañeros tendrá lugar el viernes cuando viajen a Corrientes para toparse ante Regatas de Santiago “Pepo” Vidal.