Baskonia aplastó como local a Barcelona y cosechó su tercera victoria consecutiva en Liga ACB. El equipo de Jayson Granger sentenció el partido rápidamente, con un parcial de 31-7 en el primer cuarto.

El encuentro disputado en el Fernando Buesa Arena de la ciudad de Vitoria, presentó un comienzo netamente favorable al conjunto local, que con un excelente trabajo defensivo, sumado al gran aporte en ataque de su backcourt conformado por el uruguayo Jayson Granger y el francés Rodrigue Beaubois, conseguía abrir una rápida ventaja de 22 unidades (24-2), que sorprendía a propios y extraños. En el segundo periodo nada cambiaría, ya que los vascos continuaron teniendo el control absoluto de las acciones, marcando una clara superioridad sobre su rival. El gran ingreso desde el banco de suplentes del georgiano Tornike Shengelia, le daba al Baskonia la posibilidad de sacar una diferencia que superaba los 30 puntos. El elenco visitante tenía serios problemas en defensa, mientras que en el otro costado del rectángulo dependía pura y exclusivamente de alguna inspiración individual. Los primeros 20 minutos de juego se fueron con el dueño de casa al frente en cifras de 58 a 30.

En el arranque de la segunda mitad se pudo observar un cambio de actitud en los dirigidos por Sito Alonso, teniendo como principal estandarte al histórico Juan Carlos Navarro, que intentaba ponerse al equipo sobre sus hombros. Sin embargo, los comandados por Pedro Martínez mantenían una renta considerable en el electrónico, que les permitía no sufrir grandes sobresaltos. El último cuarto estuvo absolutamente de sobre y sirvió únicamente para que ambos entrenadores le dieran participación a aquellos jugadores que no suelen tener muchos minutos en cancha. Finalmente, Baskonia se quedó con el triunfo por 96 a 72 y de esta manera cosechó su tercera victoria consecutiva en Liga ACB, escalando a la tercera colocación con un registro de 12-7.

En el ganador se destacó la gran actuación de Rodrigue Beaubois, que encestó 24 puntos (7/7 dobles), bien acompañado por el capitán Tornike Shengelia con 18 tantos y 4 rebotes. Por el lado del perdedor, Pierre Oriola convirtió 18 unidades y capturó 11 rebotes.

El base uruguayo Jayson Granger estuvo 22:40 minutos en cancha, terminando el partido con 10 puntos (1/3 triples, 2/4 dobles y 3/6 libres), 1 rebote, 4 asistencias, 1 pérdida, 1 falta personal y 4 recibidas, para una valoración de 9.

El próximo juego de los de Vitoria-Gasteiz por el torneo local será el sábado, cuando en condición de local tenga que enfrentar a Unicaja Málaga. Mientras que por el torneo local volverá a tener actividad el jueves, visitando en Atenas al Panathinaikos.