Aguada venció en un partido infartante a Bohemios y decretó de esta manera el descenso de la institución albimarrón. Luego de finalizado el encuentro, Basquet Total fue a buscar la palabra del entrenador rojiverde, Fernando Cabrera.

“Lo importante era ganar. Si bien el cómo es importante, un partido de estos era un punto que nosotros no podíamos dejar pasar; con las aspiraciones que tenemos por entrar entre los ocho lo teníamos que ganar. Tiempo de corregir vamos a tener y a seguir trabajando, sobre todo fortalecernos mentalmente, porque aunque lo hablemos mucho cuando jugamos con rivales más débiles el equipo no ha tenido la fortaleza que tenemos que tener. Al final la jerarquía, el talento individual y la defensa fue lo que nos dio el punto” comenzó diciendo. 

Luego, el Hechicero admitió que: “No se si se sufrió más de la cuenta, cometimos errores, nos corrieron la cancha, el rival jugo muy bien. Sufrimos lo que tendríamos que haber sufrido por haber tenido errores y por las virtudes del rival”.

“Es un equipo que está muy bien dirigido y trabajado, estos chicos tienen un potencial bárbaro. Cuando Bohemios vuelva a la Liga, seguramente sea pronto, los muchachos van a estar muy crecidos y la verdad que es un proceso muy interesante que está haciendo el club apostando a ellos, a los jóvenes. Obviamente cometen errores, han perdido muchos partidos en los cierres por la inexperiencia y por la juventud, pero de igual forma están haciendo un muy buen trabajo” declaró el entrenador rojiverde al elogiar a su rival de turno. 

Por último, Cabrera se despidió ponderando el agónico triunfo conseguido en Pocitos: “Teniendo en cuenta que ayer perdió Trouville, hoy le sacamos dos puntos a falta de tres fechas y lo tenemos como rival directo el lunes. Nos vamos con tranquilidad por el triunfo y vamos a tratar de disfrutarlo, porque estas victorias a veces cuestan disfrutarlas por la forma en la que se gana, por como sufrimos y los errores que cometimos. Lo importante es que se ganó”.