Nacional se hizo fuerte en el Prado. Luego de perder su invicto como local, se fue hasta allá y superó a Urunday que hasta el momento no conocía la derrota en el Clausura. Luego de la victoria tricolor Básquet Total dialogó con Mateo Pose, quien entró con la mano caliente desde el banco.

Sobre el tramite tan desigual que se vio en el partido Pose reflexionó: “Nunca pensamos que sacaríamos tanta diferencia pero arrancamos muy bien el partido, desde el primer cuarto, sacando una diferencia que después pudimos mantener y así se fue dando el partido para nosotros”.

El oriundo de Atenas también habló de la realidad de Nacional en el certamen: “Veníamos de perder dos seguidos y ademas de perder el invicto como local. Así que hoy la verdad que nos jugábamos la vida porque era fundamental meter este punto para quedar un pasito mas cerca de entrar con los de arriba”.

Cada vez falta menos y la clasificación está al rojo vivo: “Está todo muy parejo y por eso era fundamental el punto de hoy. Hay muchos equipos por esos dos lugarcitos al final de los ocho”.

Finalmente Pose se refirió al minuto de tiempo solicitado por el entrenador a falta de 37 segundo y con el partido liquidado, que generó algún malestar en Urunday: “No fue para sobrar, Gonzalo no es así. Lo hizo para mejorar algo puntual nuestro y para eso lo pidió. Yo creo que no hay que darle tanta trascendencia, jamas va a ser para sobrar”.