Olimpia se llevó un puntazo de Nuevo Malvin y se quedó con el invicto de Nacional jugando en cancha de Unión Atlética. El marcador final fue 86-83 y pese que el tricolor dominó casi todo el tramite del juego, los de Camiña de la mano de su dupla extranjera lo dieron vuelta sobre el cierre.

Resumen del partido

De bote a bote estaba la cancha de la UA, marco de publico ideal para un espectáculo que terminó siendo un thriller emotivo para los fanáticos de Olimpia y un drama para los bolsos.

El partido se inició con Nacional en el rol de personaje principal, o prácticamente de único personaje. Olimpia no entró al flotante y así un rápido 7-0 obligó al primer minuto de Camiña al minuto y medio. A medida que el espectáculo continuaba lo hacia con ribetes de comedia para los de La Blanqueada que disfrutaban de un tramite donde les salía todo. Cinco triples en los primeros 10 minutos, forzando cinco perdidas en defensa y Moglia en modo francotirador que le permitían a Danridge descansar y apenas tomar un par de tiros. Si bien en el segundo cuarto mejoró el visitante y encontró el tiro de tres desde el banco con Agarbado y Garbarino, Nacional seguía controlando a los internos y el partido al momento no corría mayor peligro.

El segundo tiempo cambió de entrada, al menos en cuanto a la esencia del juego. Porque si bien los de Gonzalo Fernandez seguían dominado el marcador, la cascada de goles de Moglia se secó y el capitán Tony se vio exigido a asumir en ataque volviendo más predecible a Nacional. Para colmo del otro lado Olimpia encontró el juego interior, donde Harrison hizo lo que quiso. Dominó mental y fisicamente a cada uno de los defensores que el tricolor le puso en frente. En el cierre ese factor piscologico terminó siendo fundamental y en un partido que se definió desde la linea, Olimpia, que tenia mucho peores números que su rival, lo terminó volcando a su favor.

UNO x UNO

NACIONAL

Taboada (4): Hizo los primeros cinco puntos del partido…más nada. Danridge (7): Fue de menos a más y apareció cuando más lo necesitaba su equipo. No alcanzó. Moglia (7): Fue el de mejores porcentajes en Nacional, le faltó protagonismo al cierre. Delgado (5): No pudo con Forte, se cargó de faltas y no aportó en ataque. Eziukwu (5): En defensa con Harrison fue de más a menos, en el cierre perdió siempre. Sarni (6): Gran tarea defensiva sobre Silvarrey. Macanskas (6): Dio una mano en ataque y defensa. Fue el sexto hombre. Pose (6): Cuando debían aparecer otros y no lo hacían, apareció él. Mucha personalidad. Alvarez (5): Regular, cumplió con su rol. Fernandez (6): Manejó bien la rotación y los tiempos, desde afuera cumplió.

OLIMPIA

Silvarrey (5): No fue su noche y el equipo lo extrañó durante 30 minutos. Loriente (7): Se siente más a gusto cuando todo está en contra. Fue el alma de la remontada. Gonzalez (3): Faltó a la cita. Forte (8): Fue de menos a más y aprovechó los espacios que generó Harrison. Clave en el cierre. Harrison (9): El destacado, el distinto, el mejor. Se llevó todas las menciones. Agarbado (7): Buenos minutos, le cambió la cara a la conducción del equipo. No le pesaron los libres sobre el cierre. Garbarino (7): Apareció poco pero en momentos claves, 3/4 de triples. Cabillón (5): Se fajó en defensa como siempre. Viana (-): Pocos minutos. Camiña (7): Le encontró la vuelta al tramite adverso, confió en quien debía en los momentos importantes.

_______________________

Lo destacado

Paul Harrison. Un clase A. En un basquet uruguayo donde cuesta muchísimo encontrar jugadores grandes, los equipos van a buscar centímetros afuera. En ese sentido el extranjero de Olimpia es el más desnivelante de esta Liga Uruguaya. Eficaz, inteligente y muy paciente, maneja su cuerpo y el tiempo de una forma casi perfecta en el poste bajo. Ante Nacional acarició el triple doble con 28 puntos, 10 rebotes y 6 asistencias. Fue el dueño del encuentro.

Lo distinto

En esta oportunidad el equipo al que enfrentaba Paul Harrison y Olimpia era el Club Nacional de Fútbol. Poco le importó al extranjero que sacó a relucir en el gimnasio de Unión Atlética su calzado amarillo y negro, colores con los que se identifica el Peñarol. En algún momento del pasado reciente eso podía haber sido el desencadenante de alguna especie de conflicto. Quizás sea el hecho de que Harrison es extranjero y viene usando ese calzado durante todo el campeonato, yo prefiero asumir que aunque sea un poco estamos madurando como sociedad. Como será la cosa que hoy distinguimos como lo distinto, que cada uno pueda jugar con los zapatos del color que quiera sin que nadie le diga nada.

Galería de Fotos

Access Token not set. You can generate Access Tokens for your Page or Profile on fb.srizon.com. After generating the access token, insert it on the backend