Uruguay venció a Paraguay en un juego que fue más parejo de lo esperado, pero que tuvo el desenlace que se preveía. La celeste se va de la primera doble jornada con 2-0 fundamental.

Resumen del partido

Tras la primera victoria en estas Clasificatorias, Uruguay volvía al Palacio Peñarol con la obligación de ganar ante Paraguay. A pesar de la superioridad esperada el arranque fue parejo, con un gran Parodi como conductor y anotador celeste, al tiempo que los guaraníes repartieron el goleo y cerraron el primer chico 15-13 arriba. Un buen arranque de los de Signorelli defendiendo y jugando transiciones rápidas le permitió pasar y si bien siguió falto de claridad con buen pasaje de Ducasse llegó a abrir seis de renta. Zanotti se destacó en la visita y con triple de Ortiz los paraguayos se fueron al entretiempo tres abajo, 29-26.

Tras el descanso largo y con Batista jugando de espaldas al aro Uruguay comenzó a sacar diferencias, con buenos minutos de Parodi a Vidal en la doble base y una defensa que se solidificó. Paraguay tuvo problemas para defender el alto-bajo entre Calfani y el capitán y la ventaja se fue a nueve promediando el período. Ljubetich generó y Zanotti siguió anotando para mantener a los guaraníes a tiro. Una linda maniobra individual de “Pepo” que terminó en bandeja dejó el juego 46-40 al final del tercero. Batista y Calfani llevaron la diferencia q dos dígitos, y el artiguense fue determinante para comenzar a quebrar el juego. Con triples del artiguense y de Vidal la celeste quebró el juego a falta de cuatro minutos, y controló para quedarse con el triunfo en cifras de 67-49.

UNO x UNO

URUGUAY

Parodi (8). El mejor, intenso desde el arranque, generó y anotó. Un “Nano” gigante. Barrera (4). Estos no suelen ser sus partidos, y hoy no fue la excepción. Vázquez (6). Firme atrás, buscó en ataque. Más ganas que basquet. Calfani (7). El rey de las ayudas defensivas. Leyó bien el alto-bajo, de menos a más en goleo. Batista (7). Fue creciendo con el juego. A pesar de errar mucho, genera y es determinante para sacar ventaja. Vidal (7). Volvió a dar vida y energía al equipo. Se quedó con el puesto de revulsivo, que es indispensable. Ducasse (6). Buen ingreso con gol y rebote. Mostró otros recursos ofensivos. Positivo. Cáceres (4). Escaso aporte, desconocido. Passos (5). Intenso atrás y activo adelante. Zanotta (5). Correcto. Signorelli (6). La mayor falla estuvo en conseguir activar al equipo. Buscó algunas opciones, aunque pudo ampliar la rotación. Logró el objetivo sin sufrir.

_______________________

Lo destacado

Luciano Parodi, la figura celeste, se fue aplaudido de la cancha a falta de dos minutos para el final. Tras su segundo antideportivo “Nano” debió abandonar el banco y a diferencia del mal momento que suele ser una situación así, en este caso el público aprovechó para reconocer al sanducero. Autor de 17 puntos (incluyendo 3 triples) y 4 asistencias, el base de Bahia Basket cerró una excelente doble fecha con la camiseta de Uruguay.

Lo distinto

Fernando Dose no dudó a la hora de elegir el número que usaría en la selección paraguaya, y para no complicar a los relatores se quedó con el 12. Ahora… si no quería complicar, dejó una duda: el roster tiene su apellido como “Dose” pero que su camiseta decía “Doce”. En cancha anotó apenas un punto y bajó dos rebotes. Por suerte, no hubo que mencionarlo en el resumen.

Galería de Fotos