Con los dos equipos ya metidos entre los ocho de arriba, Capurro y Paysandú se vieron las caras en el Gimnasio Guillermo J. Ríos y el local se quedó con el punto por 84 a 65. Esto significa arrastrar medio punto más para la siguiente fase donde llega con 10 unidades.

El local de la mano de Marcelo Manicera, salió a la cancha con: Daniel Dacal, Federico Gómez, Andrés Jones, Maximiliano Alonso y Christian Book. Mientras que por su parte Andrés Blazina alineó a: Leandro Blazina, Rodrigo Carril, Felipe Martinis, Federico Curbelo y Javier Crocano.

El arranque del partido fue parejo con los dos equipos castigando desde los 6,75. Martinis apareció rápido en la visita y Book junto a Jones contestaban por Capurro. Un parcial de 6-0 le permitió al local sacar la primera renta de cinco puntos de ventaja (13-8), pero nuevamente ahí aparecía Martinis para descontar. No fue bueno el arranque de Curbelo, sobre todo en defensa, sufriendo a Book y por eso Blazina buscó rápidamente soluciones en el banco. Capurro hacia mejor las cosas pero la soledad con la que le permitían tirar a Martinis no lo dejaba aumentar la diferencia. El final del primer cuarto fue con ventaja para Capurro 21-19.

En el comienzo del segundo periodo aparecieron los primeros puntos del banco para Capurro, de la mano de un triple de Manuel Castro, que le volvía a dar cinco de renta al local. Nicolás Gentini le dio aire abajo al equipo de Manicera que metía una defensa intensa y sacaba la máxima de 10 unidades (29-19). Los primeros seis minutos del cuarto se desarrollaron con un parcial de 15-0 para que la máxima ahora fuera 17. La diferencia en la tabla era indiscutida 17 rebotes contra 10 y 14 puntos en la pintura contra 4, Capurro se iba y Paysandú no le encontraba la vuelta. El Paysa prácticamente terminó pidiendo la hora en el entretiempo para poder acomodar las cosas, la ventaja era 20 puntos, 43-23 ganaba Capurro que recibió solamente cuatro puntos en contra en el cuarto.

Paysandú salió al segundo tiempo dispuesto a comenzar un nuevo partido, no lo alteró siquiera la rápida falta antideportiva pitada a Carril. La defensa en la pintura mejoraba, no permitía tantos rebotes en ofensiva y la mano de Martinis seguía caliente. De todas formas Gentini no permitía que la visita se viniera y la ventaja se mantenía. Los dos equipos llegaron a las colectivas y bajaron la intensidad defensiva lo que nos permitió a los espectadores ver un precioso intercambio de triples entre Martinis de un lado y Gomez del otro. La diferencia era la misma pero el partido mejoró mucho. Al ultimo descanso se fueron 67-48, siempre el local arriba.

El último periodo comenzó con una falta técnica, que además fue la quinta, al Fefo Curbelo, uno de los artífices de la mejoría del Paysa. Eso desdibujó bastante el cierre del encuentro que además tuvo una seguidilla de pitazos desafortunados de la terna que hicieron que se hablara más de lo que se jugaba. Allí debemos incluir el doble técnico y expulsión para Andrés Blazina a falta de cinco minutos, que terminó de desdibujar el encuentro. Vale la pena destacar lo de Parreño y Martinis, que nunca bajaron los brazos y aportaron puntos que no dejaron que Capurro no aumentara la diferencia. El partido terminó 84 a 65 y los de Manicera cerraron la primera fase en tercer lugar.

La figura del vencedor fue Federico Gómez quien terminó con 19 puntos, 6 rebotes y 4 asistencias para una valoración de 16. También destacaron Nicolas Gentini aportando 16 unidades desde el banco y Maximiliano Alonso con 12. Por su parte en el Paysa una vez más el goleador fue Felipe Martinis con 22, seguido de Mauricio Parreño con14.