El Baskonia de Jayson Granger cayó como local ante el Valencia y sigue sin conocer la victoria en Euroliga.

El encuentro disputado en el Fernando Buesa Arena de la ciudad de Vitoria, presentó un comienzo netamente favorable al conjunto visitante, que con un excelente trabajo ofensivo de su dupla de internos conformada por el alemán Tibor Pleiss y el montenegrino Bojan Dubljevic, conseguía abrir una rápida ventaja de 15 unidades (13-28). El elenco local no encontraba soluciones defensivas para frenar la capacidad anotadora de su rival, mientras que en ataque dependía en exceso de lo que pudiera generar el georgiano Tornike Shengelia en el poste bajo. En el segundo periodo, los vascos encontraron la figura de Jayson Granger, que lastimaba con sus constantes penetraciones. Sin embargo, los actuales campeones de la liga ACB contaban con un inspirado Erick Green, que les daba la posibilidad de mantener el control de las acciones. Los primeros 20 minutos de juego se fueron con los valencianos al frente en cifras de 50 a 39.

En el arranque de la segunda mitad, los dirigidos por el argentino Pablo Prigioni colocaron un parcial de 7-0, que les permitía ponerse prematuramente en partido. En dicho pasaje seguía siendo importante lo que podían aportar Shengelia y Granger, encargados de finalizar la mayoría de los ataques de su equipo. Cuando todo hacía pensar que el encuentro se pondría apasionante, los “toronja” respondieron con un 17-5 de la mano de encendido Alberto Abalde, que les permitía sacar una renta de 16 puntos (51-67). En los primeros tres minutos del último cuarto, los comandados por Jesús Vidorreta terminaron de sentenciar el trámite, luego de colocar un parcial de 7-0, que sería lapidario para las aspiraciones del dueño de casa. Finalmente, Valencia se quedó con la victoria por 80 a 63 y de esta manera alcanzó un récord de 2-1, mientras que el Baskonia se hunde en el fondo de la tabla de posiciones, con un balance de 0-3.

En el ganador se destacó la actuación de Tibor Pleiss, que encestó 15 puntos y bajó 7 rebotes, bien acompañado por el norteamericano Erick Green, que convirtió 15 tantos. Por el lado del perdedor, Tornike Shengelia culminó como máximo anotador con 22 unidades.

El base uruguayo Jayson Granger estuvo 32:51 minutos en cancha, en los cuales anotó 12 puntos (1/4 triples, 4/5 dobles y 1/2 libres), capturó 3 rebotes, repartió 9 asistencias y recuperó 2 pelotas, para una valoración de 17.

Luego de finalizado el partido, Pablo Prigioni presentó renuncia a su cargo de entrenador del equipo vasco. El argentino declaró en conferencia de prensa: “No seguiré siendo el entrenador del Baskonia. No he sido capaz de convencer a los jugadores”. El nacido en Río Tercero que debutaba como coach jefe esta temporada, deja su cargo luego de ocho partidos oficiales, en los cuales pudo lograr solamente dos triunfos, ambos por el torneo local.

El elenco vitoriano volverá a tener actividad por el certamen continental dentro de dos días, cuando deba visitar al Brose Bamberg de Alemania. Mientras que el próximo domingo, recibirá en su casa al Zaragoza, en juego correspondiente a la sexta fecha de la liga española de baloncesto.