Miramar, “el monito” de barrio Belgrano, se armó temprano para afrontar “El Metro”. Esteban Yaquinta, su técnico, respondió directo sobre qué ve para este próximo torneo de ascenso. Nicoletti, Nessi, Asaravicius (entre otros) formarán un perímetro picante, pero una de las sorpresas en las fichas fue la incorporación de Ryan Blankson.

 

En las fichas se ve un cuadro muy joven y dinámico, ¿Qué pensás que le puede aportar Blankson con su experiencia?

Creo que el equipo necesitaba justamente eso, experiencia y con un juego que nos ayudara en la tabla ya que nuestro otro jugador de experiencia, Martín López, el torneo pasado llegó muy desgastado al final. Entre ellos dos, sumados al extranjero Fahbulleh y la juventud de Ivan Vincent creo que nos da una tabla fuerte y con variantes.

¿De Jeff FahnBulleh qué me podés decir? ¿Se ha adaptado al ritmo del basquet de acá?

Por suerte la dirigencia hizo un gran esfuerzo y Jeff pudo venir el 16 de mayo teniendo la oportunidad de estar varias semanas entrenando. Así logró tener muchos partidos amistosos para que ayuden en esa adaptación. Él, indudablemente se tiene que adaptar a otro básquet del que está acostumbrado, con justamente compañeros en posiciones que son los que lo van a alimentar de mucha juventud. Otro tema importante es adaptarse al nuestro piso, no es fácil para un jugador que recién llega.

Lo más importante a esta altura es que ha entrado muy bien en el plantel, es una persona muy correcta y sencilla. Lógicamente que al tener a Blankson eso ha ayudado, pero pone mucho el oído a las recomendaciones que le damos. Es un jugador muy ofensivo con mucha inteligencia para moverse y del cual tenemos grandes expectativas.

Hablás de la cancha que es un tema central en este torneo, históricamente Miramar es un equipo que se hace fuerte de local, ¿se planifica distinto cada partido en función de la cancha?

Yo pienso que esto es algo que en El Metro se da mucho. Localías muy pesadas con canchas que son muy difíciles. Creo que el equipo que piense en cosas importantes tiene que tener hacerse fuerte de local e intentar ganar la mayoría de los puntos. Yo personalmente no planifico nada diferente si somos locales o visitantes, pero siempre nuestra premisa es jugar una final en cada fecha, sería un contrasentido hablar de partido diferente porque seamos locales. Por supuesto que es nuestra casa, que conocemos cada rincón y que por ahí la hinchada se hace más fuerte, pero creo que la campaña del año pasado que fue brillante se logró justamente ganando muy buenos puntos de visitantes.

¿Ya tenés una idea del quinteto inicial?

Venimos trabajando una idea pero afortunadamente tenemos siete u ocho jugadores en un nivel parejo por lo que pueden variar los iniciales en base al rival o aspectos físicos-sanitarios.

Otros técnicos han hablado sobre lo “bien armado” que quedó este Miramar, ¿es un peso que les están tirando arriba o cómo lo toman?

Creo que fuimos muy inteligentes en el reclutamiento teniendo un presupuesto bajo. El tema del número de fichas hace que haya que tomar difíciles decisiones, te puedo asegurar que hay varios jugadores (entre ellos algunos que estuvieron el año pasado) que me hubiera gustado que estuvieran con nosotros pero que por distintos motivos no se pudo. Agradezco a los colegas que nos dan peleando, pero creo que en su mayoría por lo que he leído se repite que los favoritos son Atenas, Sayago y Cordón. El año pasado nos pusimos como plantel el objetivo de pelear el campeonato y así fue; este año, en un torneo que es muy traicionero ya que en pocas fechas te jugás el año, vamos con la mismas ganas y rebeldía para ver hasta dónde podemos llegar.

A tu criterio, ¿quiénes son los tres ascensos?

A lo largo de estos años normalmente ascienden los de mayor presupuesto, en ese sentido y por equipos que han formado Sayago, Atenas y Cordón parten como favoritos. Hay equipos que también se han armado muy bien, va a ser un torneo muy duro. Nosotros intentaremos romper esas estadísticas que te hacía referencia soñando con pelear por el ascenso.