Por la última fecha de la Divisonal Tercera de Ascenso Capurro venció en condición de visitante a San Telmo Rápido Sport por 82-71. Pese a la victoria, el elenco rojinegro se quedó con gusto agridulce ya que Yale venció a Lagomar y de esta manera los dirigidos por Stefano Digenio le dijeron adios al anhelo de ingresar en los Playoff.

Poco marco de público para vivir el encuentro que fue arbitrado por los señores Leonardo Fernández, Jorge Araujo y Alejandro Muñoz. Los conducidos por Ariel Lussich iniciaron con Pablo Peralta, Fernando Goyeneche, Josuel Nieves, Sebastián Arredondo y Fabián Carro. Por su parte, Capurro saltó al rectángulo con Daniel Dacal, Javier Barreto, Federico Cholaquides, Maximiliano Alonso y Facundo Manta, dirigidos técnicamente por Stefano Digenio.

Mejor comienzo de la visita que con una buena actuación a nivel colectivo se imponía 9-0 en los minutos iniciales. El buen trabajo de Dacal, manejando los hilos del equipo y la efectividad de Manta en el ataque hacían a mantener a Capurro arriba 15-4. Sin embargo, el elenco fusionado logró reaccionar de la mano de López y tras un parcial de 12-5 logró achicar a cuatro al término del primer chico (16-20).

En el amanecer del segundo período San Telmo Rápido Sport continuó dominando y hasta llegó a pasar al frente por uno. El partido se hizo muy cortado y los equipos se mostraban inefectivos en el ataque. Los dirigidos por Digenio lograron acomodarse e imponer su juego para irse al descanso largo en victoria 36-32.

En el complemento Capurro mostró su mejor cara, tomó el dominio absoluto del juego y llegó a sacar 9. Un aguerrido equipo fusionado encontró en Agustín Rey el aire para volver a ponerse en partido y achicar a 4, pero nuevamente la visita ejerció su superioridad y logró correr la cancha para finalizar el tercer cuarto arriba 57-45.

En el último período el rojinegro no sufrió demasiados sobresaltos. Si bien el local, con más corazón que juego, logró a ponerse a 7 unidades el elenco de Capurro puso el pie en el acelerador y terminó logrando la victoria final por 82-71.