Por la segunda fecha del sudamericano femenino U15, las celestes cayeron por cifras de 67 a 55, ante su par chileno, en lo que fue un gran partido de nuestras compatriotas.

En un arranque parejo como se podía prever, Uruguay logró inclinar la balanza para su lado. Defendiendo muy bien, utilizando el predominio en la altura para bajar rebotes ofensivos y convertir de segunda oportunidad, más la gran actuación de Camila Kirschenbaum, con dos aciertos desde los 6.75 y 13 puntos en el primer período, las lobitas terminaron el primer chico 17-12 arriba.

Los segundos diez minutos fueron el quiebre, tuvieron un inicio sucio y donde las cosas no salían para ningún lado y no lograban anotar. Alejandro Álvarez, antes de que las trasandinas reaccionaran, decidió pedir un minuto para organizar las ofensivas. Buenos minutos de Emilia Larre Borges le permitieron a las celestes abrir diferencias, pero en el otro aro llegaron triples y puntos rápidos para igualar el tanteador en 23 y obligar un nuevo minuto del “gallego”. Tiempo muerto que fue lo opuesto a lo esperado, Macarena Retamales volvió a aparecer en el oponente y con conversiones casi consecutivas de  Valentina Paredes, Chile se fue seis puntos arriba. Retamales siguió lastimando y para peor, nuestras chicas estaban en colectivas, lo que permitió a las chilenas estirar diferencias con un parcial de 13-2 e irse al descanso largo 26-25 arriba.

El juego de gol por gol que predominó en todo el tercer cuarto no le rendía a Uruguay, pero poco pudo hacer para revertir el trámite. El gallego entró al segundo tiempo con una titular y cuatro suplentes, planteo que le dio resultados para reducir  diferencias, aunque nuevamente Chile volvió a recuperarla. Florencia Niski tuvo muy buenos minutos convirtiendo nueve puntos casi consecutivos, pero en el conjunto chileno era Vanesa Muzenmayer quien también la estaba rompiendo, impidiéndole a las lobitas acercarse y terminando el tercer chico de la misma forma que lo empezaron, 11 abajo, 52-41.

El período final comenzó con el gran nivel de Niski, un triple y otra asistencia para que Aceredo pusiera a las celestes, a tan sólo seis unidades. Las defensas tomaron el protagonismo de la tarde ecuatoriana y allí Uruguay fue más firme, robando y provocando los errores rivales. Lamentablemente a la hora de ofender, las chicas lo hacían apuradas por momentos, y por otros tomaron muchos tiros exteriores, rubro en el que no tuvieron buenos porcentajes en el cierre.

Los minutos pasaban y la diferencia se estiraba en vez de achicarse. Las infracciones fueron un mal para las lobitas que quedaron en colectivas temprano en el cuarto y le permitieron a las chilenas sacar 11, una vez más. Minuto del Gallego e inmediatamente un triple de la jugadora de Bohemios que daba esperanza a la selección. Intercambiaron puntos y al ver que todo siguió igual, comenzaron los cortes en el rectángulo del Coliseo Luis Leoro Franco y desde la línea de libres se consumó la victoria trasandina por 67 a 55.

Un gran partido de las celestes que hicieron un buen primer chico y excelente segundo tiempo pero sin poder recuperarse del parcial de los segundos diez minutos. Es para destacar que todas las que ingresaron a lo largo del encuentro, hicieron un gran papel y ayudaron al colectivo. Florencia Niski y Camila Kirschenbaum fueron las goleadoras de nuestras compatriotas con 22 y 20 puntos, respectivamente. En el caso de esta última, fue la que bajó más rebotes, con 6.

Este viernes, las dirigidas por Alejandro Álvarez se enfrentaran a una dura Colombia, desde las 20:00hs. del territorio nacional.