Hebraica y Macabi derrotó a Weber Bahía de Argentina por 74 a 68, en el debut por la Liga sudamericana, en Valdivia.

El macabeo saltó a la cancha con Luciano Parodi, Leandro García Morales, Sebastián Izaguirre, Leon Gibson y Michael Hicks, dirigidos por Leonardo Zilbersztein. EL conjunto argentino dirigido por Sebastián Ginobili hizo lo propio con Gastón Whelan, Lucio Redivo, Juan Pablo Vaulet, Jamaal Levy y Anthony Johnson.

El comienzo del encuentro fue parejo, fluido y con defensas muy permisivas. Pese a eso y los tiros a pie firme de ambos, no pudieron sacarse diferencias, fallando mucho. Leandro García Morales empezó a liderar las acciones con cinco puntos seguidos para poner al macabeo al frente. Pero Bahía con una defensa al hombre más intensificada sacó seis de renta promediando el cuarto. A Leandro se le sumó Hicks en el goleo y cuando parecía que los de Zilbersztein volvían al partido, la rotación rival rindió y llegaron triples. Junto con una defensa que seguía fuerte, el elenco argentino se fue 18-11 arriba el primer período.

Los segundos diez minutos fueron más de lo mismo, Michael Hicks y Leandro García Morales sumaban la totalidad de los puntos de Hebraica en el partido. En frente un juego más colectivo, más solidario en defensa y con goleo repartido les permitía mantenerse seis arriba. El conjunto de la vecina orilla bajó la intensidad de juego, y una defensa en zona de los representantes de Uruguay, pasaron por mínima, obligando el minuto de tiempo de Sebastián Ginobili, que dio frutos. Sus dirigidos sacaron de juego a los únicos anotadores rivales y en ofensiva lograron dañar la defensa zonal macabea, para pasar. Recién restando tres minutos para el entretiempo, de la mano de Aguilera subió a tres el número de jugadores que anotaron en el macabeo, pero el bahiense ya se sentía con confianza y pasó por cinco.

Luego del descanso largo Macabi volvió muy pasivo en defensa, perdía rebotes defensivos y dejaba pasar fácilmente a sus rivales. En ataque, no encontraba el juego colectivo, limitándose a depender de individualidades. De esta manera Weber Bahía siguió al frente. Hasta faltando dos minutos para el final del tercer chico. De la mano de Hicks que ya era imparable por la defensa rival, Hebraica se iba arriba por mínima. Sobre el final, con triple de Leandro, se fueron al cuarto final 56-53 arriba.

En el cierre apareció Luciano Parodi y el elenco uruguayo intensificó una defensa al hombre que anuló a los jugadores de la pintura rival por momentos, para sacar ocho puntos de diferencia restando poco más de siete minutos para el final.  Minutos del entrenador Ginobili no hicieron reaccionar a su equipo que pese a los esfuerzos seguía abajo por ocho, consecuencia de los buenos minutos de Parodi, que ya era figura en la noche chilena. Triples de Leandro García Morales, puntos de Zanotta que dio una gran mano desde el banco y un juego más colectivo que al comienzo, pusieron punto final al primer partido del grupo, que culminó con victoria macabea por 74 a 68.