Anadolu Efes cayó como local ante Lokomotiv Kuban en cifras de 76 a 61 y comprometió seriamente su chance de meterse en los cuartos de final de la Euroliga. El base uruguayo Jayson Granger retornó a las canchas, luego de perderse un par de juegos por lesión.

El encuentro disputado en la ciudad e Estambul presentó un primer cuarto equilibrado, en el cual no se sacaron grandes diferencias en el marcador. En el segundo cuarto se pudo observar una clara superioridad del equipo ruso, que con un buen aporte ofensivo del norteamericano Malcolm Delaney, conseguía abrir una renta diez unidades sobre el cierre de la primera mitad.

En el arranque del complemento, el equipo turco intentó una reacción que lo pusiera en juego, teniendo como principal argumento el trabajo de la doble base conformada por Thomas Heurtel y Jayson Granger. Cuando parecía que el Efes se podía llegar a poner en partido, aparecieron las figuras de Anthony Randolph y Victor Claver, que se encargaron de cerrar el juego a favor del Lokomotiv Kuban.

En el ganador se destacó el trabajo de Malcolm Delaney, que anotó 19 puntos y repartió 6 asistencias, bien acompañado por Anthony Randolph con 17 tantos y 6 rebotes. Por el lado del perdedor, Thomas Heurtel anotó 17 unidades.

El base uruguayo Jayson Granger estuvo 18:27 minutos en cancha, en los cuales aportó 9 puntos (1/4 triples, 3/6 dobles y 0/2 libres), 2 rebotes, 3 asistencias y 2 pérdidas.

Con la derrota sufrida en casa, los dirigidos por Dusan Ivkovic quedan con un registro de tres victorias y seis caídas, quedando muy comprometida la posibilidad de clasificar a los cuartos de final de la Euroliga.

El próximo encuentro por el certamen continental será el 11 de marzo, cuando visite al Darussafaka. Mientras que por el torneo local volverá a jugar el domingo, visitando al Pinar Karsiyaka, último campeón de la Superliga turca.