No hay nerviosismo en Urunday por el tema de Erik Thomas, el estudioso se ampara en un plazo de 30 días para recibir el consentimiento del extranjero que no jugó ayer frente a Bohemios.

Por la tarde del viernes se movió el ambiente por la denuncia que realizó Atenas sobre la falta de consentimiento de Erik Thomas, extranjero de Urunday Universitario que llegó desde el básquetbol de Paraguay, precisamente de Cerro Porteño.

Al ser un jugador foráneo, hay un plazo de 30 días para esperar el aval que habilita al deportista. El vencimiento fue el 13/1. Por tal motivo no jugó anoche ante Bohemios.

La Federación Paraguaya se encuentra cerrada del 15/12 al 15/1, si bien la FUBB mandó el pedido, desde tierras guaraníes nunca hubo respuesta. Cuando vuelva a abrir, seguramente el lunes, llegaría el famoso transfer y el jugador quedaría habilitado, dejando sin efecto la posible inhabilitación en los tres partidos que ya disputó (Olimpia, Aguada y Atenas).

La FUBB deberá resolver que hacer con la nota que presentó Atenas, si se confirma lo que plantea Urunday, el reclamo quedaría sin efecto.