Malvin derrotó en su gimnasio a Tabaré por cifras de 84-70, el playero tuvo una noche soñada desde atrás de los 6.75, pilar fundamental para su triunfo.

El comienzo del partido se dio con el local decidido a jugar la bola en la zona pintada, lo hizo de muy buena manera porque Federico Bavosi quebró en primera línea y asistió en un par de oportunidades tanto a Hoskin como a Mathias Calfani. Los primeros minutos del Indio en ataque no fueron malos porque Jasiel Rivero puso cuatro unidades y Nicolás Álvarez un triple para que el cotejo estuviese 8-7. Pero a partir de allí fue todo del dueño de casa, el Mono los hizo jugar y Nicolás Mazzarino calentó la muñeca y dio inicio al “show del triple” con tres en forma consecutiva, más un libre lo que hizo que el salteño colocara 10 puntos al hilo y los suyos sacaran 17 (28-11). Los primeros diez se fueron con un 6-2 para la visita con buen rendimiento del Coco Ramírez, 30-17.

Para el arranque del segundo cuarto las defensas superaron a los ataques, ambos elencos dejaron todo y eso provocó que las ofensivas en reiteradas ocasiones terminaran con pérdidas o malos lanzamientos. Cocochito fue quien levantó la bandera de Tabaré en ofensiva con buenas penetraciones, por su parte Pablo López en la característica rotación de plantel que suele hacer dio ingreso a Fausto Pomoli, Fernando Martínez y Marcel Souberbielle, estos dos últimos pusieron un triple cada uno para que Malvin continuara arriba 40-26. Los de la Avenida Legrand estiraron diferencias cuando reingresaron Calfani y Bavosi, salieron en velocidad con buenas transiciones culminadas por el Enano, el primer tiempo se fue con ventaja para los locatarios 46-35.

Para la vuelta del descanso largo fueron los del Parque Batlle quienes salieron con todo, marca dura llegando a los tiros y haciendo un cerco reboteador interesante fueron a buscar el juego. En ataque Ramírez se hizo enorme y puso cuatro puntos más doble se Rivero y Della Mea achicaron a cinco (48-43), lo que motivó a López a pedir minuto. Al regreso del mismo sus dirigidos no le encontraron la vuelta por lo que los se la calle Brito del Pino con un triple de Santiago de Gouveia se pusieron a un doble, 50-48. Ambas parcialidades se levantaron de sus asientos para alentar, Malvín reaccionó con un 5-0 para estirar a siete pero los dirigidos por Hernández liderados por De Gouveia y Ramírez no bajaron los brazos, achicaron a una bola aunque se fueron cuatro abajo, 58-54.

Los diez minutos finales Tabaré salió con el balón pero jugó ofensivas apresuradas, mal tiradas y esto ante un plantel como Malvin se paga caro. La primera respuesta fue un lanzamiento fallido de Mazzarino, pero el salteño no perdonó, las siguientes dos ofensivas las cambió por seis puntos (conversiones desde más allá de los 6.75), como si fuese poco se le sumó el capitán playero con cinco tantos seguidos, otra bomba de Winston y una más del Nico para abrir 14 (75-61). En las manos del Cocochito el elenco del Parque Batlle achicó a nueve (75-66) pero el reloj comenzó a atorar a la visita más la movilidad de balón y el alto porcentaje en triples de la gaviota, tornaron el partido cuesta arriba, 82-67 cuando quedaban 2:22 por terminar. Los dirigidos por Hernández buscaron con Rivero pero ya estaba la suerte echada. Pablo López rotó el plantel dándole ingreso a Serrés y Franzosi, el marcador final fue de 84-70 para este Malvin que no para de ganar.

Estadísticas oficiales

[Best_Wordpress_Gallery id=”37″ gal_title=”Malvín-Tabaré”]