Cader ganó 90-76 en Rocha ante Juventud de las Piedras y sumó un punto importante para mantenerse en la pelea.

El primer cuarto, por más que fue parejo, fue muy goleado y eso ya marcaba que era un trámite que favorecía al dueño de casa que se lo llevó 25-19 con una gran actuación de Monroe. Por la visita, Cervieri era el más claro.

Ya en el segundo lo quebró el locatario que manejó rentas superiores a los 10 puntos. De ahí en más todo fue de Cader que se fue afianzando en el juego ante un rival que intentó más de lo que concretó, y que se fue apagando con el correr de los minutos.

Monroe se apagó en el complemento -no anotó-, pero creció la enorme figura de Daniel Rivero en juego al que le sobró un cuarto y medio. La nota negativa fue que el extranjero nacionalizado le dio un codazo a Ramiro Ellis que debió irse con sangre en el rosto a hacerse una placa.

Rivero con 29 fue el mejor estandarte del local que volvió a ganar en casa. En Juventud, Cervieri terminó con 31.