Yale logró un triunfo importantísimo en los cinco minutos del suplementario que tenía pendiente ante Montevideo.

El partido había disputado sus 40 minutos reglamentarios el pasado 6 de julio y 17 días después el conjunto de Jacinto Vera consiguió de visita algo más que un punto en la tabla.

En el gimnasio Héctor Novick se vivió una noche atípica de básquetbol. Los dos equipos jugaban cinco minutos, el marcador indicaba empate en 70 y el tiempo para jugar era muy poco como para entrar en calor.

Yale presentó a Daniel Rivero, el jugador que volvía sin tener el alta médica pero con ganas de probarse al menos cinco minutos, con un vendaje en su mano izquierda, en la que sufrió una fractura que lo marginó por varios partidos.

El reinicio del partido tuvo el primer minuto sin puntos hasta que precisamente Rivero quebró el empate con un triple. Yale defendió duro y le complicó las ofensivas a Montevideo, un doble de Blazina puso un 5 a 0 que sin dudas fue importante para el desenlace final. La visita pasó a ganar 75-70 a los dos minutos y cuando Montevideo logró poner el primer doble Rivero puso una asistencia y Maggiari clavó un triple sobre el filo de los 24 segundos de posesión.

La sorpresa se instaló en el Mercado, la visita sacó seis puntos y el final estaba cerca. Montevideo intentó ponerse en juego y llegó la jugada más polémica de la noche. Harrison iba a hundir la pelota pero apareció Blazina para evitar la volcada del extranjero. La primera impresión fue de que hubo un contacto, no lo entendieron así los jueces en una jugada muy discutible que desató el enojo de los parciales locales.

A pesar de eso Montevideo aprovechó un par de errores de Yale y con puntos de Pomoli llegó a ponerse a tres puntos cuando restaba un minuto. Maggiari que fue junto a Rivero importante en el equipo de Jacinto Vera fue cortado con falta. El número 10 puso uno de dos en libres y Yale volvió a abrir cuatro puntos de renta.

Rápidamente el local salió en el ataque pero no convirtió y volvió a darle la pelota a Yale, que en las últimas ofensivas cometió algunos errores y le devolvió la posibilidad una vez más a Montevideo. Sin embargo volvió a errar el equipo del Mercado, Yale salió en ataque y el fouleado fue Galeano. El interno puso el primer libre y tiró a errar el segundo pero invadió en el rebote. Yale ganaba 82 a 77 y quedaban 11 segundos, fue Harrison el que puso una hundida rápida y el doble para Montevideo.

Increíblemente en la salida Yale la perdió y la pelota le quedó a Pereiras, que tiró bien parado de tres puntos para mandar el partido a otro alargue. El tiro no entró y Yale se quedó con el triunfo 82 a 79, en un suplementario que fue muy intenso y que terminó ganando merecidamente el visitante.