Hebraica pasó por arriba a Bohemios al vencerlo 80-61 en el gimnasio de Tabaré.

Hebraica y macabi quedó en puesto de clasificación al vencer cómodamente a Bohemios 80-61. El macabeo con Hicks como estandarte y sus juveniles a pleno hizo que al encuentro le sobrara un tiempo.

El primer cuarto fue parejo, de arranque malo, los dos equipos no mostraban su mejor faceta en ninguno de los dos frentes. En el macabeo Gustavo Barrera repartía juego, Hicks e Izaguirre lastimaban en el goleo. La marrón aprovechaba errores hebreos para convertir en cancha abierta, Polynice era el destacado. Los de Signorelli se llevaron el primero 17-16.

En el segundo estuvo la clave, Hicks intratable, convirtió 18 puntos en el primer tiempo (tiró para 22). A él se sumaron Izaguirre, Barrera que aportó puntos y un gran ingreso de Octavio Medina con 7 unidades en el chico. Bohemios superado, no encontraba gol en ataque, era vulnerado facilmente en defensa, no funcionaba el equipo de Camiña que buscaba variantes sin éxito.
Macabi colocó un lapidario 26-9 en el período, el cual cerró con cuatro pibes e Izaguirre, puso un 5-0 final para irse 43-25 al descanso largo.

El complemento sobró, Izaguirre fue la figura anotadora de un equipo que, en general, funcionó muy bien en forma colectiva. Llegó a tener 25 de máxima ante un Bohemios que nunca presentó reacción anímica ni basquetbolística. Algo de Garbarino, algún punto basura de Craig y poco más. Lejos de dar lo que supo mostrar en el clasificatorio.

Hebraica terminó jugando a placer, ganó y crece, se encamina a ser uno de los cinco que ingrese derecho a cuartos de final.

Estadísticas oficiales